Más evidencia en el debate sobre la Terapia Hormonal Sustitutiva (THS).

Se acaba de publicar en la revista “Annals of Internal Medicine” una revision sistemática realizada por la U.S. Preventive Services Task Force, para actualizar sus recomendaciones sobre el uso de la Terapia Hormonal Sustitutiva (THS) para la prevención de patologia crónica.

Se realizaron búsquedas en el Registro Cochrane Central de Ensayos Controlados y Base de Datos Cochrane de Revisiones Sistemáticas (hasta el tercer trimestre de 2011), y en MEDLINE (de 2002 al 30 de noviembre 2011).

En conclusión, la actualización determina, según la evidencia de los ensayos publicados desde el año 2002,  que los dos regímenes de THS disminuyen el riesgo de fracturas, pero aumentan el riesgo de accidente cerebrovascular, eventos tromboembólicos, enfermedad de la vesícula biliar e incontinencia urinara.

Estrógeno más progestageno  también aumenta el riesgo de cáncer de mama y  probablemente la demencia. Mientras que el estrógeno solo, parace que puede disminuir el riesgo de cáncer de mama.

Los datos expuestos confirman, una vez más,  los resultados del estudio WHI.

Menopausal Hormone Therapy for the Primary Prevention of Chronic Conditions: A Systematic Review to Update the U.S. Preventive Services Task Force Recommendations. Heidi D. Nelson, MD, MPH; Miranda Walker, MA; Bernadette Zakher, MBBS; and Jennifer Mitchell, BA.  Ann Intern Med. 29 May 2012

Deja un comentario

1 comentario

  1. La prevención con fármacos, en personas sanas en función de algunos factores de riesgo para una determinada patología, es una opción que al principio parece muy prometedora.
    Por desgracia los fármacos siempre tienen efectos secundarios y pocos de ellos resisten su administración a un gran número de población durante periodos largos de tiempo, sin que aparezcan consecuencias que minimizan los beneficios que se esperaba de ellos.
    Por desgracia muchas mujeres han tenido que sufrir cánceres de mama, accidentes cerebrovasculares, fenómenos tromboembólicos y enfermedades de la vesícula biliar, cuando esperaban llegar a mayores, sin padecer osteoporosis.
    La recomendación en los medios, en las consultas y en los eventos científicos, de la terapia hormonal sustitutiva como un tratamiento que todas la mujeres deberían tomar al llegar la menopausia y prácticamente toda la vida ha dejado un rastro de enfermedad y dolor.
    Ojalá hayamos aprendido la lección, cuando nos prometan nuevos tratamientos a aplicar en personas sanas, con promesas de beneficios en el futuro.

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: