EN EL CAMINO CONTRA LAS VIOLENCIAS DE GÉNERO

Cada 25 de noviembre es el Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. La violencia contra las mujeres es una violación de los derechos humanos y una forma de discriminación como consecuencia de la persistencia de desigualdades e inequidades por razón de género. Es un obstáculo para el desarrollo de una sociedad democrática, y vulnera el derecho a la vida, la seguridad, la libertad, y la dignidad de las mujeres. La violencia de género es un problema complejo con repercusiones en muchas dimensiones biopsicosociales de las mujeres y menores convivientes, afectando de manera muy importante a su salud.

Según la definición de la Asamblea General de la Naciones Unidas denominamos Violencia de Género a “todo acto de violencia basado en la pertenencia al sexo femenino que tenga o pueda tener como resultado un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o privación de la libertad, tanto si se producen en la vida pública, como en la vida privada.”

Existen muchos tipos de Violencias de Género. El último Convenio de Estambul de 2011, también llamado Convenio del Consejo de Europa sobre prevención y lucha contra la violencia hacia la mujer y la violencia doméstica, es el tratado internacional de mayor alcance para hacer frente a esta grave violación de los derechos humanos. Tiene por objeto establecer una tolerancia cero con respecto a este modo de violencia, y representa un avance importante para hacer que Europa y otras partes del mundo sean más seguras e igualitarias. Éste exige a los Estados partes criminalizar o sancionar las siguientes conductas: violencia doméstica (violencia física, sexual, psicológica o económica); acoso psicológico y laboral; abusos y todos los delitos de índole sexual y trata con fines de explotación; violencia sexual, incluida la violación y acoso sexual; matrimonio forzoso; mutilación genital femenina; aborto y esterilización forzosos.

Por esta razón podemos hablar del término violencias de género, para visibilizar y englobar la diversidad de conductas, actitudes y/o actos englobados dentro del término de violencia hacia las mujeres.

Resultado de imagen de foto denis nobel paz y nadia

Imágenes de Nadia Murad y Denis Mukwege

Este año nos han emocionado especialmente las personas homenajeadas con el Nobel de la Paz: Nadia Murad y Denis Mukwege. Queríamos aprovechar este 25 de noviembre para mostrarles nuestra admiración y transmitirles nuestras felicitaciones por su incansable lucha contra la violencia de género. Ambos nos recuerdan la valentía y el compromiso con este grave problema de salud pública que aún hoy en día afecta a tantas mujeres.

En 2014 Nadia Murad fue capturada, torturada, violada y vendida por el Dáesh como esclava sexual, como miles de mujeres y niñas yazidíes. Consiguió escapar y desde entonces se ha convertido en el rostro y la voz de su propia historia y de la de las víctimas del genocidio que el autoproclamado Estado Islámico ha cometido contra este grupo de población iraquí que profesa el yazidismo. Fue nombrada Embajadora de Buena Voluntad de la ONU y lucha a favor de la protección de las víctimas del tráfico de personas. Su valiente testimonio ante la sociedad, el mundo de la política y las Naciones Unidas ha servido para denunciar el exterminio y todo tipo de violencias silenciados o ignorados hacia su pueblo y especialmente hacia las mujeres. A pesar de su dureza, recomendamos ver el documental Esclavas del Daesh que narra la historia esta mujer en primera persona.

El médico Denis Mukwege ha dedicado su vida a operar a mujeres y niñas mutiladas y violadas en la República Democrática del Congo. Ha denunciado la impunidad de los responsables de esta violencia, la inacción del Gobierno y el uso del cuerpo de la mujer como arma de guerra. La raíz de esa epidemia de violaciones está en las dos guerras en este país entre 1996 y 2003. Aunque se firmó la paz en 2003, la guerra y sus consecuencias no han terminado. Este hombre ha sobrevivido a varios intentos de asesinato y está obligado a vivir con escolta. Cuando le preguntan por qué no abandona, expresa: “Queda mucho por hacer”. También ha declarado: “El Nobel solo tiene sentido porque quien da el premio reconoce que hay un problema por resolver. Solo tiene valor por eso. Si no ayuda a resolver el problema, no es nada”.

En el Grupo de Trabajo de Atención a la Mujer de la Sociedad Madrileña de Medicina Familiar y Comunitaria (Somamfyc) creemos firmemente que desde el sistema sanitario y en Atención Primaria como puerta de entrada del mismo:

L@s médico@s de Atención Primaria:

  • Tenemos la oportunidad y responsabilidad de formarnos, detectar, intervenir y acompañar a las mujeres que sufren cualquier tipo de violencia de género.
  • Tenemos un compromiso en la sensibilización y la enseñanza de profesionales en nuestro ámbito.

Desde el Grupo de Trabajo de Atención a la Mujer:

  • Reivindicamos los recursos, el tiempo, y la formación necesaria para todos los agentes implicados en el trabajo multidisciplinar que aborda la complejidad de este fenómeno.
  • Pedimos la revisión de los sistemas de registro de las distintas Violencia(s) de Género para incluir las producidas fuera del ámbito de la pareja o o ex-pareja: violencia doméstica hacia las mujeres por parte de otras personas de la familia y/o cuidador@s; acoso psicológico y laboral; abusos y todos los delitos de índole sexual y trata con fines de explotación; violencia sexual, incluida la violación y acoso sexual; matrimonio forzoso; mutilación genital femenina; aborto y esterilización forzoso.

Además hemos publicado en nuestro blog reflexiones y aportaciones sobre:

  • La importancia de la educación a toda la ciudadanía para prevenir este problema;
  • La formación en perspectiva de género en salud de profesionales sanitarios y no sanitarios desde el pre-grado;
  • Un No Hacer en violencia de género en la pareja o ex-pareja;
  • Difundimos la importancia de visibilizar la violencia de género en general y como caso particular la sexual ofreciendo un protocolo de actuación en Atención Primaria sobre este tipo;
  • Formamos parte de la Red de prevención de la Mutilación Genital Femenina de la Comunidad de Madrid que elaboró la Guía Actuaciones Sanitarias Mutilación Genital Femenina de la misma comunidad en 2017.

NO HACER Resumen

fullsizerender

Slide1

Autoras: Irmina Saldaña Alonso y Alicia Díaz Revilla, médicas de familia y salud comunitaria, miembros del Grupo Atención a la Mujer de la Somamfyc

Lecturas recomendadas:

  • Convenio del Consejo de Europa sobre prevención y lucha contra la violencia hacia la mujer y la Violencia Doméstica. Convenio de Estambul 2011: https://rm.coe.int/1680464e73
  • Guía de apoyo en Atención Primaria para el abordaje de la violencia de pareja hacia las mujeres. Rodríguez Gimena, Mar; Pérez Alonso, Edith; Moratilla Monzó, Laura; [et al.]. Consejería de Sanidad. D.G. de Salud Pública 2008: http://www.comunidad.madrid/publicacion/ref/9545

Bibliografía sobre los premios Nobel de la Paz 2018:

Anuncios

“Plis Plas” de Actualización sobre Salud y Mujer en el XXVI Congreso de la Sociedad Madrileña de Medicina de Familia y Comunitaria

XXVI Congreso SoMaMFyC

Colgamos el documento de actualización sobre Salud y Mujer presentado en el XXVI congreso Somamfyc 2018.

En este “Plis Plas” abordamos las recomendaciones emitidas sobre Acetato de Ulipristal 5 mg (ESMYA) de no iniciar nuevos tratamientos y vigilar la función hepática de aquellas mujeres en tratamiento previo preoperatorio de los síntomas moderados y graves de miomas uterinos en mujeres adultas en edad reproductiva,  la Guía de actuaciones sanitarias frente a la Mutilación Genital Femenina de la Comunidad de Madrid presentada en julio de 2017, las recomendaciones No Hacer en Violencia de Género en la Pareja o ex-pareja de nuestro Grupo de Trabajo, y el cese de la comercialización y utilización del ESSURE desde agosto de 2017.

PDF Actualizaciones Salud y Mujer 2018 Gdt Mujer_Plis Plas Congreso Somamfyc 2018

Visibilizar la Violencia Sexual y la necesidad de una Atención Integral, Coordinada y con perspectiva de Género

manos-gdt-mujer

Más de un millar de mujeres son violadas cada año en España desde al menos 2009, cuando el Ministerio del Interior comenzó a desglosar la estadística de agresiones sexuales para acomodarse al criterio de la Unión Europea. (Ejemplo: 1.513 víctimas de 2011, ó 1.127 en 2015).

Cabe destacar que, en 2015, el Comité de Naciones Unidas para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (CEDAW), amonestó públicamente a España por la falta de colaboración del Estado en la visibilidad de las agresiones machistas y, le exigió un Plan que recogiera datos estadísticos sobre la violencia doméstica y sexual desglosados por sexo, edad, nacionalidad y relación entre la víctima y el autor.

Desde todos los estamentos implicados se reconoce que este grave problema requiere un abordaje y protocolos específicos. Es necesario un tratamiento integral con especialización de los operadores e intervención coordinada de todas las instituciones, incluidas las judiciales, policiales, sanitarias, educativas y de medios de comunicación.

Es importante recordar que las AGRESIONES SEXUALES no se incluyen como forma de violencia de género en la Ley Integral, aunque según Naciones Unidas es otra manifestación del mismo machismo, porque eso ha impedido que sus víctimas tengan los mismos recursos de denuncia y recuperación pero sobre todo, que tengan la misma visibilidad en términos de campañas, educación y sensibilización.

Con la Violencia sexual puede ser que no haya tantas muertes físicas, pero no hay que olvidar que hay que recuperar a una mujer que se enfrenta a la muerte de una parte de su personalidad, de su yo más íntimo. Es difícil valorar todos los recursos que su recuperación va a precisar.

.Tipos de Violencia Sexual:

En primer lugar no es lo mismo AGRESIÓN SEXUAL que ABUSO SEXUAL y el tratamiento es diferente. Las dos entran en lo que la Organización Mundial de la Salud considera VIOLENCIA SEXUAL.

Agresión Sexual

Es un delito, que puede manifestarse de múltiples formas, consiste en atentar, con violencia e intimidación, contra la libertad sexual de una persona. Por ejemplo: violación.

Abuso Sexual

A diferencia del delito de agresión sexual, en el delito de abusos sexuales no interviene la violencia ni la intimidación. Consiste en realizar actos que atentan contra la libertad sexual de la víctima sin que ésta preste su consentimiento. Por ejemplo: tocamientos.

. ¿Por qué nuestro interés?:

Desde el Grupo de trabajo de Atención a la Mujer de la Somamfyc con motivo del 8 de marzo de 2017 fuimos conscientes de la necesidad de formación específica y de las diferentes formas de actuar en estos casos, no siempre de forma adecuada, así como la inseguridad que se nos genera, cuando se nos presentan en la consulta de Atención Primaria. Consideramos que es imprescindible visibilizar la Violencia Sexual y la necesidad de una Atención Integral, Coordinada y con perspectiva de Género desde todos los ámbitos sanitarios .

Nos parece importante revisar el PROTOCOLO DE ACTUACIÓN COORDINADA DE LOS ORGANISMOS COMPETENTES EN MATERIA DE AGRESIONES SEXUALES.

Como Médic@s de Familia somos parte importante en la actuación coordinada con las víctimas para lograr una buena atención personal y sanitaria de las mismas. El correcto trabajo de todas las partes implicadas permitirá la obtención del mayor número de pruebas, permitirá la identificación, detención y procesamiento de los autores de estos delitos, un escrupuloso seguimiento de la “cadena de custodia” y una mejora en la investigación.

Incluimos los siguientes enlaces permanentemente accesibles en nuestro blog en Recursos para profesionales: Ficha Atención a la violencia sexual en Atención Primaria, Anexo I Normas de actuación ante Agresiones Sexuales en el municipio de Madrid elaborado por los Organismos competentes en agresiones sexuales y, el Anexo II Algoritmo de actuación ante Violencia Sexual en Atención Primaria elaborado por nuestro grupo de trabajo.

ANEXO II

fullsizerender

En este enlace tenéis acceso a la entrada con información ampliada sobre esta realidad tan dura y aún tan invisible:

https://gdtmujersomamfyc.wordpress.com/2017/03/08/visibilizar-la-violencia-sexual-y-protocolo-de-actuacion-en-ap

Taller práctico de detección de Violencia de Género en la pareja en el II Congreso de la Cabecera

La violencia de pareja hacia las mujeres es un problema de salud pública en nuestro medio, tanto por su magnitud como por su gravedad.  Los datos revelan que el 12.5% de las mujeres a partir de 16 años han sufrido violencia física y psíquica con su pareja o expareja y, en el 48% se han encontrado lesiones. En Atención Primaria tenemos la oportunidad y la responsabilidad de detectar,  intervenir y acompañar a las mujeres que la sufren. ¿Detectas estos casos? ¿Preguntas a tus pacientes por el trato y el apoyo que reciben en sus relaciones de pareja? ¿Conoces las fases por las que pasa una mujer que sufre maltrato? ¿Sabrías cómo actuar en cada una de estas fases? ¿Conoces cómo y cuándo debería comunicarse al juzgado? En este taller del II Congreso de la Cabecera que tendrá lugar el 14 de abril en Madrid, responderemos a éstas y otras preguntas de manera práctica. Trabajaremos de manera dinámica en pequeños grupos para profundizar en las distintas etapas del ciclo del maltrato y pondremos en práctica las habilidades necesarias para la entrevista y el abordaje en la consulta de este importante problema de salud.

Este taller forma parte de las Sesiones pequeñas del II Congreso de la Cabecera. Las docentes serán Irmina Saldaña Alonso y Alicia Díaz Revilla (ambas miembro del Grupo de Trabajo Atención de la Mujer de la Somamfyc) y Carmen López-Fando, Teresa García de Herreros Madueño. Colabora: Marta Sastre Paz: https://congresolacabeceramadrid.wordpress.com/sesiones/talleres/

Bibliografía:

Violencia de pareja hacia las mujeres. Guía breve de actuación en Atención Primaria. Este documento pretende facilitar las intervenciones de las y los profesionales con estas mujeres.

Macroencuesta de Violencia contra la Mujer 2015: http://www.violenciagenero.msssi.gob.es/violenciaEnCifras/macroencuesta2015/Macroencuesta2015/home.htm

NO HACER en Violencia de género en la pareja o ex-pareja

Un año más es 25 de noviembre, el día Internacional contra la Violencia de Género. La violencia contra las mujeres es una violación de los derechos humanos como consecuencia de la persistencia de desigualdades e inequidades por razón de género.

Según la definición de la Asamblea General de la Naciones Unidas denominamos Violencia de Género a “Todo acto de violencia basado en la pertenencia al sexo femenino que tenga o pueda tener como resultado un daño o sufrimiento físico, sexual o psicológico para la mujer, así como las amenazas de tales actos, la coacción o privación de la libertad, tanto si se producen en la vida pública, como en la vida privada.”

Vamos a centrarnos en violencia en la pareja o ex-pareja hacia las mujeres y en el papel común de actuación de las y los profesionales sanitarios, que posibilite una atención integral y coordinada de la salud de las mujeres que sufren violencia en este contexto. Sin olvidar la importancia de la prevención que es prioritaria desde la sanidad y ámbitos diversos.

La violencia de pareja hacia las mujeres es un problema complejo con repercusiones en muchas dimensiones biopsicosociales de su vida, entre ellas afecta de manera muy importante a su salud.

Hay varios factores que justifican la necesidad de desarrollar actividades educativas efectivas en torno a la problemática de la violencia en la pareja o ex-pareja hacia las mujeres en el ámbito sanitario:

  • La importante magnitud del problema, con una prevalencia igual o superior a las de enfermedades frecuentes en nuestro entorno: entre el 6 y el 12 % de las mujeres han sufrido violencia por parte de sus parejas o exparejas en el último año;
  • El impacto  en  salud  de las  mujeres  que  la  sufren  y  sobre  sus hijos e hijas es muy importante;
  • Las mujeres  en  situación  de  maltrato  acuden  con  frecuencia  a  los  servicios sanitarios,  que  son  los  mejor  valorados  en  cuanto  a  la  confianza  que  puede depositar en ellos la mujer que pide ayuda o denuncia;
  • Existe una falta de detección de este problema en los servicios sanitarios, y la actuación ante el mismo, cuando se da, no siempre es la más adecuada;
  • Los y las profesionales sociosanitarios perciben como necesaria una formación en este tema.

Desde el Grupo de Trabajo de la Mujer de la SoMaMFyC basándonos en el principio “Primum non nocere” o lo primero es no hacer daño, hemos realizado un NO HACER en consulta y en el parte de lesiones en casos de violencia de género en la pareja o ex-pareja.

En 2013 el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad presentó el proyecto de Compromiso por la Calidad de las Sociedades Científicas en España. Desde entonces SemFyC ha ido presentando recomendaciones sobre prácticas clínicas que se deberían evitar. Hoy en día SemFyC tiene publicados diferentes documentos “NO HACER” orientados, aunque no exclusivamente, al ámbito de Atención Primaria.

Diferentes Grupos de Trabajo de la SemFyC están participando en la consecución de este objetivo de calidad, eficacia y eficiencia en nuestra praxis médica.

Si no hacer daño es un requisito ético esencial en cualquier entorno sanitario, mucho más en la atención al maltrato de la mujer, ya dañadas y con riesgos de secuelas graves para su salud y su entorno familiar.

DECÁLOGO DE NO HACER EN CASO DE VIOLENCIA DE GÉNERO en la pareja o ex-pareja EN LA CONSULTA

  • Actuar con premuras.
  • Re-victimización.
  • Criticar su actitud. Respetar su respuesta o ausencia de ella.
  • Justificar violencia del agresor.
  • Escuchar sin racionalizar, banalizar o dar explicaciones de la actitud del agresor.
  • Infravalorar el peligro y/o dejarla sola: Protegerla sobre todo si se decide a denunciar.
  • Contrastar información con agresor.
  • Prescribir fármacos: No recetar Ansiolíticos o BZD debe reservarse sólo si es imprescindible.
  • Terapia de pareja: Está CONTRAINDICADA, ni tampoco Mediación Familiar
  • Derivación: Eludir derivar como primera elección, salvo valoración de “riesgo vital”.
  • Rechazar sus decisiones: Informar correctamente a la paciente y apoyar su decisión, incluido el No Denunciar, siempre que sea posible

DECÁLOGO NO HACER EN CASO DE VIOLENCIA DE GÉNERO en la pareja o ex-pareja EN EL PARTE DE LESIONES

  • Dejar a la mujer sola: Hablar con la Autoridad competente y/o Servicios Sociales e indagar red de apoyo. Si desea volver al domicilio INFORMAR que su vida corre peligro y elaborar un Plan de Seguridad.
  • Registrar sólo las lesiones físicas: Hay que recoger las psíquicas y preguntar por agresiones sexuales o tentativas, sobre todo recoger algo del histórico de la paciente en dicho Parte de Lesiones.
  • No reflejar el episodio de violencia de género en la historia clínica además de en el parte de lesiones. La Historia Clínica es un documento con valor específico y debe quedar reflejado el episodio.
  • Expedirlo precozmente: Pensar y contrastar en cada caso si debemos*Realizarlo en momentos precoces SIN riesgo vital, en contra de su voluntad.
  • Descuidar las “fuera de cupo”. Garantizar la continuidad asistencial e incluso la confidencialidad, por no ser pacientes nuestras.
  • Olvidar riesgo de otros/otras miembros de la familia de la mujer.
  • Tener en cuenta los otros miembros de la familia que han presenciado o sufrido violencia o quedan en riesgo.
  • Realizarlo de forma descuidada: Atención en su redacción. Al ser en ocasiones consultas “sin cita” o de Urgencia dedicamos poco tiempo y cuidado.
  • No informar: siempre Asegurar que la mujer conozca lo que ocurre tras el Parte de Lesiones: será llamada a declarar y formular la denuncia si lo desea, las fuerzas de seguridad acudirán a casa, su pareja será detenida, en 72 h. se realizará un juicio rápido.
  • Minimizar gravedad de lesiones: Aún con lesiones sin riesgo vital el PROCESO de violencia SÍ lo tiene. Conviene indicar menos grave o GRAVE (por secuelas y curso del proceso de violencia de Género).
  • Ignorar si quiere o no denunciar: Dejar constancia por escrito en el Parte de Lesiones de la voluntad o no que tiene la mujer de presentar DENUNCIA.

NO HACER Resumen

Aquí colgamos los enlaces a los documentos que hemos realizado desde el grupo de trabajo Atención a la Mujer de la SoMaMFyC para descargarlos y utilizarlos como guía en nuestros centros de Atención Primaria.

NO HACER EN CASO DE VIOLENCIA DE GÉNERO en la pareja o ex-pareja

NO HACER EN CASO DE VIOLENCIA DE GÉNERO en la pareja o ex-pareja AMPLIADO

Los documentos NO HACER EN CASO DE VIOLENCIA DE GÉNERO estarán accesibles de forma permanente en la sección de nuestro blog Recursos para profesionales/ Violencia de pareja o ex-pareja hacia las mujeres: https://gdtmujersomamfyc.wordpress.com/recursos-para-profesionales/violencia-de-pareja-hacia-las-mujeres/

Alicia Díaz Revilla e Irmina Saldaña Alonso, miembros del grupo de trabajo Atención a la Mujer de la SoMaMFyC

BIBLIOGRAFÍA para profundizar en los siguientes enlaces:

Guía didáctica de formación de formadores y formadoras para la atención a la violencia de pareja hacia las mujeres.

Violencia de pareja hacia las mujeres. Guía breve de actuación en Atención Primaria.

Visibilizar la Violencia Sexual y Protocolo de actuación en Atención Primaria

img-20170304-wa0005

. Magnitud e Importancia:

Más de un millar de mujeres son violadas cada año en España desde al menos 2009, cuando el Ministerio del Interior comenzó a desglosar la estadística de agresiones sexuales para acomodarse al criterio de la Unión Europea. (Ejemplo: 1.513 víctimas de 2011, ó 1.127 en 2015).

Desde todos los estamentos implicados se reconoce que este problema requiere de protocolos específicos. Es necesario un tratamiento integral con especialización de los operadores e intervención coordinada de todas las instituciones, incluidas las judiciales, policiales, sanitarias, educativas y de medios de comunicación.

Es importante recordar que las AGRESIONES SEXUALES no se incluyen como forma de violencia de género en la Ley Integral, aunque según Naciones Unidas es otra manifestación del mismo machismo, porque eso ha impedido que sus víctimas tengan los mismos recursos de denuncia y recuperación pero sobre todo, que tengan la misma visibilidad en términos de campañas, educación y sensibilización.

Con la Violencia sexual puede ser que no haya tantas muertes físicas, pero no hay que olvidar que hay que recuperar a una mujer que se enfrenta a la muerte de una parte de su personalidad, de su yo más íntimo. Es difícil valorar todos los recursos que su recuperación va a precisar.

 

.Tipos de Violencia Sexual:

En primer lugar no es lo mismo AGRESIÓN SEXUAL que ABUSO SEXUAL y el tratamiento es diferente. Las 2 entran en lo que la OMS considera VIOLENCIA SEXUAL.

Agresión Sexual

Es un delito, que puede manifestarse de múltiples formas, consiste en atentar, con violencia e intimidación, contra la libertad sexual de una persona. Por ejemplo: violación.

Abuso Sexual

A diferencia del delito de agresión sexual, en el delito de abusos sexuales no interviene la violencia ni la intimidación. Consiste en realizar actos que atentan contra la libertad sexual de la víctima sin que ésta preste su consentimiento. Por ejemplo: tocamientos.

 

. ¿Por qué nuestro interés?:

Desde el Grupo de trabajo de Atención a la Mujer de la Somamfyc, recogimos por nuestras experiencias profesionales el desconocimiento y las diferentes formas de actuar en estos casos, no siempre de forma adecuada, así como la inseguridad que se nos genera, cuando se nos presentan en la Consulta de Atención Primaria.

Decidimos hablar con Trabajo Social y ponernos en contacto con la UFAM (Unidad de Familia y Mujer). Nos pareció importante dar a conocer el PROTOCOLO DE ACTUACIÓN COORDINADA DE LOS ORGANISMOS COMPETENTES EN MATERIA DE AGRESIONES SEXUALES.

Cómo Médic@s de Familia somos parte importante en la actuación coordinada con las víctimas para lograr una buena atención personal y sanitaria de las mismas. El correcto trabajo de todos permitirá la obtención del mayor número de pruebas y permitirá la identificación, detención y procesamiento de los autores de estos delitos; un escrupuloso seguimiento de la “cadena de custodia” y una mejora en la investigación.

 

. Actuación como Médic@s de Familia en la Comunidad de Madrid:

  • 1) Motivo de URGENCIA, Las Agresiones y Delitos sexuales a mujeres y hombres, se atienden y denuncian en la Unidad de Delitos sexuales de la UFAM tanto si son menores como si no.

En Madrid: Avda Doctor Federico Rubio y Gali 55, tfno: 913223400, tiene diferentes oficinas en Madrid y en Provincias. ( https://www.policia.es/org_central/judicial/ufam/ufam.html )

. La víctima debe ser, si ha venido al Centro de Salud y su estado lo permite, derivada a la UFAM, donde se centraliza la DENUNCIA que es necesaria.

Están de servicio 24 horas, y tras ser atendida por expertos y formalizar la denuncia:

– en Madrid se las acompañará al Hospital de La Paz,

– en el resto de la Provincia de Madrid al Hospital de referencia.

La mujer será acompañada y allí será reconocida en el Servicio de Ginecología y por el Forense. (En ocasiones éste está en la UFAM)

En la UFAM se dará aviso al Juzgado de Guardia de Diligencias para que lo notifique  al Forense de Guardia quién se ocupará de que las víctimas sean atendidas según se recoge en protocolo (ver ANEXO I).

. La víctima se ingresará, o dará de alta con la medicación correspondiente para prevención de ITS y/o embarazo. Volviendo a nuestra consulta con las indicaciones debidas.

Esto es nuevo. Antes eran las OFICINAS DE ASISTENCIA A VICTIMAS DE DELITOS VIOLENTOS pero se han quedado para apoyo no en el caso puntual de la agresión.

 

  • 2) Tratamiento y Seguimiento de las Agresiones

. Si son adultas: podemos además de consultar a la Trabajadora Social,   derivar a:

CIMASCAM: (Centro de Atención Integral a mujeres víctimas de Agresiones Sexuales de la Comunidad de Madrid) C/Doctor Santero 12, tfno: 915340922.

CAVAS: (Centro Asistencia a mujeres con Violaciones y Agresiones Sexuales) C/Alcalá, 124, tfno: 915740110/915743264

Tanto a uno como a otro van voluntariamente y se ofrece apoyo psicológico, asesoría jurídica y de otro tipo.

. Si son menores y ahora hasta 17 años: a través de CIASI (Centro Integral de Atención a la Salud Infanto-Juvenil), C/ Gran Vía 14, Madrid, tfno: 914208567/72/71.

El acceso al CIASI se puede realizar por vía institucional a través de:

– Servicios Sociales.

– Servicios de Salud.

– Servicios Policiales.

– Organismos de la Administración de Justicia.

– Centros Educativos.

Estas instituciones cumplimentarán el Documento de Derivación que el Instituto Madrileño de la Familia y el Menor (IMFM) pone a su disposición y lo remitirán, en todos los casos, por correo postal o Fax al IMFM, además de al CIASI u organismo correspondiente.

Desde AP, la Trabajadora Social o Pediatría cumplimentarán dicho Documento de Derivación, incluyendo la firma de madre, padre o tutores. Dicho informe será remitido a la Comisión de Tutela del Menor para su derivación al CIASI.

Desde AP, Trabajo Social o Pediatría cumplimentarán dicho Documento para informar a la Comisión de Tutela del Menor, pues se deriva a través de ésta, con la firma de la madre, padre o tutores, y en caso necesario van tutelados.

 

  • 3) Abuso sexual: Es un tema más delicado porque en muchas ocasiones no se puede demostrar, puede o no ser judicial, siempre apoyo desde AP con ayuda de Trabajo Social.

Para terminar, incluimos más abajo las imágenes de los Anexos I y II y, los siguientes enlaces permanentemente accesibles en recursos para profesionales: Ficha Atención a la violencia sexual en Atención Primaria, Anexo I Normas de actuación ante Agresiones Sexuales en el municipio de Madrid elaborado por los Organismos competentes en agresiones sexuales y, el Anexo II Algoritmo de actuación ante Violencia Sexual en Atención Primaria elaborado por nuestro grupo de trabajo.

 

ANEXO I

NORMAS DE ACTUACION ANTE AGRESIONES SEXUALES EN EL

MUNICIPIO DE MADRID

Ante una agresión sexual se actuará de la siguiente forma:

•        La víctima será trasladada a la UFAM (Unidad de Familia y Mujer) donde se centralizan las denuncias.

•        Tras formalizar la denuncia escrita, u ocasionalmente verbal, se la conducirá al Hospital La Paz para ser reconocida por un ginecólogo de guardia y el médico Forense.

•        Se dará aviso al juzgado de guardia de Diligencias para que lo notifique al Forense de guardia, quién se ocupará de que las víctimas:

  • Sean observadas de sus lesiones y se refleje además su estado emocional.
  • Se les solicite, en su caso, extracción de sangre y orina a fin de
  • determinar la existencia de sustancias que alteren su conducta o voluntad.
  • Se les tome muestras vaginales, anales y/o bucales EN SECO y/o LAVADO para su estudio genético y determinación de posibles restos biológicos del agresor, y para su estudio toxicológico en penetraciones con preservativo u otros objetos.
  • Se valore la resistencia a la agresión y se considere la importancia de recoger restos hallados entre las uñas mediante el recorte de las mismas.

•        El Forense entregará al indicativo policial, en el momento del reconocimiento, las muestras recogidas para que, preservando la cadena de custodia, sean enviadas a los LABORATORIOS DE LA POLICIA CIENTIFICA DE LA DGP y GC, ABSTENIENDOSE de remitirlas al INSTITUTO NACIONAL DE TOXICOLOGIA.

•        Ante un sospechoso detenido, UFAM lo comunicará al Forense de guardia por si se estima pertinente su reconocimiento en los calabozos de la Comisaría de Tetuán, con el fin de detectar posibles lesiones ocasionadas por la víctima, o restos de la misma en cuerpo o uñas.

 

ANEXO II ALGORITMO DE ACTUACIÓN ANTE VIOLENCIA SEXUAL EN ATENCION PRIMARIA

whatsapp-image-2017-03-05-at-13-50-03

 

 

Autoras: Alicia Díaz Revilla e Irmina Saldaña Alonso

BIBLIOGRAFÍA:

http://www.europapress.es/epsocial/noticia-mas-millar-mujeres-son-violadas-hombres-espana-cada-ano-20160711181428.html

-PROTOCOLO DE ACTUACIÓN COORDINADA DE LOS ORGANISMOS COMPETENTES EN MATERIA DE AGRESIONES SEXUALES

Agradecimientos: – A Ray, Policía Nacional que nos guió por las  instalaciones de la UFAM y nos presentó a Isabel, Subinspectora en la Jefatura Superior de Policía de Madrid. – A Adri G. Manini que desinteresadamente nos ha donado sus fotografías.

¿Damos la cara contra la Violencia de Género desde Atención Primaria?

noalavgmlalanda

Hoy es el Día Internacional para la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. La violencia de género siempre deja huella en la salud de las mujeres que puede manifestarse de diferentes formas. Algunas más visibles como las agresiones físicas, violaciones o muertes, son sólo la punta del iceberg. Y otras menos evidentes como son los problemas de salud mental, de la esfera sexual y reproductiva, sintomatología inespecífica como cefalea, cansancio, dolores mal definidos con mala respuesta al tratamiento habitual…Va instaurándose de forma progresiva un aislamiento social, afectivo y un empobrecimiento de la vida de éstas y de la salud de sus hij@s.

El presupuesto estatal para la prevención de la violencia machista se ha recortado un 26% desde 2010. En 2015, la Comunidad de Madrid solo ejecutó el 74% de su presupuesto contra la violencia de género. Hace unas semanas 13 organizaciones sociales publicaban un interesantísimo informe “Deficiencias e inequidad en los servicios de salud sexual y reproductiva en España” que confirma cómo las relaciones desiguales de género afectan a la salud física, mental, emocional y social de las mujeres. Revela cómo la salud de las mujeres está más afectada por los recortes en sanidad en España y cómo esto ha repercutido negativamente en la lucha contra la violencia de género. La investigación de las últimas décadas revela que cada vez con mayor frecuencia existen conductas de control, de maltrato e incluso de violencia en los noviazgos entre adolescentes y jóvenes. Desde el grupo de trabajo de la Mujer de la Somamfyc reivindicamos que las administraciones potencien y mejoren los recursos para prevenir, abordar y realizar un seguimiento adecuado de la violencia de género.

Es muy importante que las mujeres hablen sobre su situación de malos tratos en la consulta. Es clave que se sientan acogidas y escuchadas porque cuando acuden por primera vez sienten miedo, culpa y desconfianza.L@s profesionales sanitarios podrán orientar el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de su problema y, ofrecerles otros recursos de apoyo si lo necesitan. Todos los días del año es clave el papel de l@s profesionales sanitarios y desde Atención Primaria en particular, en la detección, abordaje y acompañamiento de estas mujeres. Pero los profesionales también necesitamos apoyo, formación y más de 6 minutos por paciente para poder realizar un abordaje adecuado.

Desde la Sanidad hay que atreverse a mirar y escuchar este problema de salud tan grave, tan prevalente e  incidente. Hemos avanzado mucho en los últimos años en la visibilidad y la sensibilización hacia la violencia de género, pero hay que seguir caminando y mejorando. Nuestro mensaje es claro: más apoyo y más recursos institucionales, más formación y responsabilidad de los profesionales. Perdamos el miedo a plantarle cara a la Violencia de Género también desde Atención Primaria. Ante una sospecha, a pesar de su silencio: ni oidos sordos, ni ojos ciegos. En definitiva, impliquémonos, es de justicia. Los malos tratos siempre dejan huella, pero los buenos tratos de l@s profesionales sanitarios contra la violencia de género también.

Agradecimientos especiales a la médica e ilustradora Mónica Lalanda por su gran viñeta (en Twitter: @mlalanda).

Bibliografía:

25 NOVIEMBRE, DIA MUNDIAL CONTRA LA VIOLENCIA DE GÉNERO

Desde el año 1999 la ONU designa el 25 de Noviembre como el Dia Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer.
La Violencia contra las Mujeres afecta a miles de mujeres de todo el mundo y constituye una violación de los derechos humanos y un atentado sobre la salud físcia, mental y sexual de éstas.

Como resumen a lo que significa la Violencia contra la mujer, y cómo prevenirla citamos textualmente la página web de la OMS sobre Violencia contra la Mujer
Las Naciones Unidas definen la violencia contra la mujer como «todo acto de violencia basado en el género que tiene como resultado posible o real un daño físico, sexual o psicológico, incluidas las amenazas, la coerción o la privación arbitraria de la libertad, ya sea que ocurra en la vida pública o en la privada.»

La violencia de pareja se refiere a los comportamientos que tienen lugar en el ámbito de una relación íntima y causan daños físicos, sexuales o psicológicos, tales como la agresión física, la coerción sexual, el maltrato psicológico o los comportamientos controladores.

La violencia sexual es «todo acto sexual, la tentativa de consumar un acto sexual, los comentarios o insinuaciones sexuales no deseados, o las acciones para comercializar o utilizar de cualquier otro modo la sexualidad de una persona mediante coacción por otra persona, independientemente de la relación de esta con la víctima, en cualquier ámbito.» La violencia sexual incluye la violación, definida como «la penetración forzada físicamente o empleando otros medios de coacción, por más leves que sean, de la vulva o el ano, usando un pene, otras partes corporales o un objeto.»

La violencia de pareja y la violencia sexual producen a las víctimas y a sus hijos graves problemas físicos, psicológicos, sexuales y reproductivos a corto y a largo plazo, y tienen un elevado costo económico y social.
Entre los factores de riesgo de violencia de pareja y violencia sexual se encuentran:

el bajo nivel educativo (autores y víctimas);
la exposición al maltrato infantil (autores y víctimas);
la vivencia de la violencia entre los progenitores (autores y víctimas);
el trastorno de personalidad antisocial (autores);
el consumo nocivo de alcohol (autores y víctimas);
el hecho de que los hombres tengan múltiples parejas o de que su pareja sospeche que le son infieles (autores y víctimas);
las actitudes de aceptación de la violencia (autores y víctimas).

Entre los factores de riesgo específicos de violencia de pareja se encuentran:

los antecedentes de violencia, como autor o víctima;
la discordia y la insatisfacción marital (autores y víctimas).

Entre los factores de riesgo específicos de violencia sexual se encuentran:

las creencia en el honor de la familia y la pureza sexual;
las ideologías que confieren derechos sexuales al hombre;
las sanciones legales leves a los actos de violencia sexual.

La desigualdad de la mujer con respecto al hombre y el uso normativo de la violencia para resolver los conflictos están estrechamente asociados tanto a la violencia de la pareja como a la violencia sexual ejercida por cualquier persona.
Prevención

En la actualidad hay pocas intervenciones cuya eficacia esté demostrada científicamente. Son necesarios más recursos para reforzar la prevención primaria de la violencia de pareja y de la violencia sexual, es decir, para impedir que se produzca el primer episodio.

La estrategia de prevención primaria de la violencia de pareja que cuenta con mejores pruebas de su eficacia consiste en programas escolares de prevención de la violencia en las relaciones de noviazgo entre adolescentes. No obstante, todavía no se ha evaluado su utilización en entornos con escasos recursos. También se están obteniendo pruebas de la eficacia de otras estrategias de prevención primaria, como las que combinan la microfinanciación con la formación en materia de igualdad de género; las que fomentan la comunicación y las relaciones interpersonales dentro de la comunidad; las que reducen el acceso al alcohol y su consumo nocivo, o las que tratan de cambiar las normas culturales de género.

Para lograr cambios duraderos es importante que se promulguen leyes y se formulen políticas que protejan a la mujer; que luchen contra la discriminación de la mujer y fomenten la igualdad de género, y que ayuden a fomentar una cultura de no violencia.

Una respuesta adecuada del sector de la salud puede hacer importantes contribuciones a la prevención de la recurrencia de la violencia y a la mitigación de sus consecuencias (prevención secundaria y terciaria). La sensibilización y la formación de los prestadores de servicios de salud y de otros servicios constituyen así otra estrategia importante. Para abordar de forma integral las consecuencias de la violencia y las necesidades de las víctimas y supervivientes es necesaria una respuesta multisectorial.

Según la última Encuesta poblacional sobre Violencia de Pareja hacia las mujeres realizada por la Consejería de Sanidaden el año 2009 que se llevó cabo con mujeres de 18 a 70 años que viven en la Comunidad de Madrid, la prevalencia del problema en nuestra Comunidad del 12,2%. Entre las mujeres hay grupos  especialmente vulnerables.  Así las mujeres autóctonas de la Comunidad de Madrid tienen una prevalencia de violencia de pareja del 9,9% frente a las extranjeras (comunitarias y extracomunitarias) que es del 21,7%. La precariedad económica, la discriminación, la falta de redes de apoyo social, el desconocimiento del  idioma o las dificultades de acceso a los servicios sanitarios son factores que en estas mujeres dificultan además la salida de la situación de violencia. Además son las mujeres jóvenes ( entre 18 y 24 años), las que más frecuentemente sufren violencia y donde se dan las formas más graves de violencia.

Teléfono Contra los Malos Tratos: 012 Mujer o 016 y 900116016 para personas con discapacidad auditiva y/o del habla

Otras noticias/ informaciones de interés:

25 de Noviembre Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer. OMS

Comunicado de Prensa: La Directora ejecutiva de ONU Mujeres presenta una nueva iniciativa para descatar los compromisos nacionales para poner fin a la violencia contra las mujeres
Red de Puntos del Observatorio Regional para la Violencia de Género de Madrid
Recursos del Ayuntamiento de Madrid

Efectividad del Cribado de Violencia contra las Mujeres en el Ambito Sanitario

Una revisión sistemática sobre la efectividad del cribado de la Violencia contra las mujeres realizada por la Agency for Healthcare Research and Quality, concluye que los instrumentos de cribado diseñados para el ámbito sanitario pueden identificar con precisión a las mujeres que experimentan violencia de género. La detección podría reducir dicha violencia y mejorar los resultados en salud en función de la población de cribado y los resultados medidos, aunque los ensayos de eficacia tienen importantes limitaciones. El cribado tiene mínimos efectos adversos, aunque algunas mujeres pueden sentir pérdida de privacidad , angusita emocional y expresaron preocupación sobre maltratos posteriores por su pareja.

Screening Women for Intimate Partner Violence: A Systematic Review to Update the 2004 U.S. Preventive Services Task Force Recommendation.Nelson HD, Bougatsos C, Blazina I.Ann Intern Med. 2012 May 7.

A %d blogueros les gusta esto: